Participa

Participa

Contactar

Contactar

Inicio / Noticias

NOTICIAS

La máxima calidad del aceite, con nombre y apellido

 La máxima calidad del aceite de oliva tiene nombre y apellido: Virgen Extra. Es el ingrediente estrella de la gastronomía española ya que es uno de los protagonistas principales de todas las elaboraciones de la cocina de calidad.

El aceite de oliva virgen extra está elaborado mediante procedimientos mecánicos con una cuidada selección de aceitunas epañolas. Este tipo de aceite de máxima calidad, destaca por su riqueza en aromas agradables y equilibrados. Junto con notas frutales, tiene una buena entrada en boca, con un ligero toque amargo. Ofrece un sabor y olor intenso a aceituna, libre de defectos y con una acidez inferior a los 0.8º. Su nota de cata cualificada es mayor a los 6.5º. Esto es sinónimo a un sabor intenso, con un color verde oscuro brillante.

El aceite se extrae de aceitunas maduras de entre seis y ocho meses, justo en el momento que contienen su máxima cantidad de zumo, hacia finales de otoño. Las aceitunas se someten a una primera presión con el objeto de extraer el oro líquido. De este modo, el aceite de oliva virgen extra pasa del olivo a tu mesa.

Es el tipo de aceite de oliva que contiene mayores propiedades organolépticas y nutricionales de las aceitunas, ya que permanecen intactas en su proceso de producción. No se aplican procedimientos químicos en el refinado para no eliminar las vitaminas ni los fenoles, que hacen de este aceite, un producto ideal para disfrutar de la dieta mediterránea. Es un alimento rico en antioxidantes naturales como la vitamina E, carotenos y poli fenoles. Sobretodo destaca su gran porcentaje de ácido oleico que combate los efectos del colesterol. Hay estudios que demuestran que las personas que consumen aceite de oliva virgen extra diariamente, viven más años. Esto es fruto de este ácido oleico, que ayuda a prevenir enfermedades cardíacas, enfermedades por obesidad, diabetes y algunos tipos de cáncer. Los dietistas aconsejan tomar entre 3 y 4 cucharadas al día.

 

Dado que contiene tantos beneficios nutricionales, es importante saber conservarlo de forma adecuada para preservar sus propiedades durante más tiempo. Es aconsejable utilizar un recipiente de vidrio oscuro o acero inoxidable para no estar expuesto a la luz del sol de forma directa. De este modo, se mantiene a una temperatura ambiente entre los 18 y 25 grados. Otro aspecto importante es que el envase o recipiente sea lo más hermético posible, ya que el aire acelera el proceso de descomposición.

El uso del aceite de oliva virgen extra es perfecto para aliñar, tanto en crudo como en platos cocinados. La causa de ello es que se deteriora durante los procesos de cocinado con altas temperaturas, como la fritura. Por ello, hay que evitar el contacto con altas temperaturas para no destruir los efectos beneficiosos que contiene.

¡Esperemos que disfrutes con nuestro aceite de oliva virgen extra de calidad superior!

La nueva innovación del mercado del aceite
¡ESTAMOS EN LA ANUGA! (ALEMANIA)

Artículos relacionados